Diogo Jota y la familia portuguesa del Atlético (1958-2016)

Diogo Jota y la familia portuguesa del Atlético (1958-2016)

El Atlético de Madrid acaba de realizar un nuevo movimiento de cara al futuro: el club del Manzanares ha fichado a Diogo Jota, joven extremo (de 19 años) que juega en el Paços de Ferreira y está destacando en la liga de Portugal, su país natal. Es cada vez más común que grandes clubes europeos, entre ellos el Atlético, pongan sus ojos en el país luso para cazar talentos. También, para reforzarse con jugadores que despuntan o ya contrastados. Uno de los últimos ejemplos es el de Jan Oblak, que sin ser portugués estuvo en Portugal desde 2010 hasta 2014, pasando por Beira-Mar, Uniao de Leiria, Rio Ave y Benfica antes de recalar en el Vicente Calderón.

Pero el caso de Diogo Jota nos hace centrarnos en los portugueses que jugaron en el Atlético de Madrid. Para ser exactos, no sólo que jugaron. También incluimos en este análisis con infografía especial a aquellos que ya forman parte sin ni siquiera haber debutado con el conjunto madrileño. En total, 14 futbolistas contando a Diogo Jota. No todos igual de importantes, claro está.

MADRID, SPAIN - FEBRUARY 07: Tiago Mendes of Atletico de Madrid celebrates scoring their opening goal during the La Liga match between Club Atletico de Madrid and Real Madrid CF at Vicente Calderon Stadium on February 7, 2015 in Madrid, Spain. (Photo by Gonzalo Arroyo Moreno/Getty Images)
Tiago Mendes celebra un gol con el Atlético.

El más destacado de todos es Paulo Futre, que vistió la elástica rojiblanca durante seis temporadas, entre 1987 y 1993. El Atlético, entonces presidido por Jesús Gil, no daba palos de ciego en el caso de Futre, que ya había deslumbrado en las filas del Oporto. Antes había jugado en el Sporting de Lisboa y después de salir de Madrid lo hizo en el Benfica. Más portugués, imposible. En su primer año como jugador colchonero, Futre fue Balón de Plata. Hablamos de 1987, un año en el que el Balón de Oro fue a parar a las manos de Ruud Gullit, que en 1988 fue quien se quedó a las puertas del máximo galardón por detrás de Van Basten, su compatriota y compañero de equipo en el AC Milan, por el que casi un decenio más tarde pasaría Futre.

Paulo Futre no sólo es el futbolista portugués más destacado del Atlético, sino uno de los jugadores más importantes de la historia rojiblanca. Para el recuerdo, su gol en la final de la Copa del Rey de 1992 ante el Real Madrid, en el estadio Santiago Bernabéu. El título fue para el Atlético de Luis Aragonés. Además, Futre fue director deportivo del club entre 2000 y 2003, sacándolo del ‘infierno’ y devolviéndolo a la élite.

portugueses-atleticos

Actualmente juega en el Atlético de Madrid un portugués que es parte, por tanto, de la etapa más prolífica a nivel de victorias del conjunto de la capital de España, que de la mano de Diego Pablo Simeone ha conquistado títulos en España y en Europa con Tiago Mendes como pieza importante. El centrocampista luso, uno de los capitanes del equipo, estaba siendo clave en el inicio de la presente temporada. Una lesión le apartó de los terrenos de juego pero ya piensa en volver. ¿Seguirá como colchonero? El pasado verano estuvo a punto de marcharse al Chelsea (club al que también había pertenecido años atrás) pero se quedó y su gran rendimiento ha superado las expectativas sobre un jugador ya veterano que, insistimos, era indiscutible para el ‘Cholo’.

Este camino glorioso del Atlético de Madrid se inició unos años atrás. Con Quique Sánchez Flores (hoy técnico del Watford) en el banquillo y un portugués en el campo. Simao Sabrosa, clave junto a otros hombres importantísimos como Diego Forlán, Kun Agüero y José Antonio Reyes, conquistó dos títulos europeos en 2010: una Europa League ante el Fulham y una Supercopa de Europa frente al Inter de Milán. Sus goles de falta aún son recordados en el Vicente Calderón. El extremo portugués, que antes había pasado por el FC Barcelona, era el responsable del balón parado: no le temblaban las piernas a la hora de coger el balón y lanzar las faltas. Y el resultado, con frecuencia, era espectacular. Con él como pieza clave, el Atlético recuperó su grandeza.

Maniche saluda a aficionados del Atlético en su presentación.
Maniche saluda a aficionados portugueses en su presentación con el Atlético

Y si viajamos más atrás en el tiempo nos encontramos a Mendonça, futbolista nacido en Angola pero nacionalizado portugués por las circunstancias de la época. Él llegó al Atlético procedente de Portugal y estuvo un defendiendo los colores rojiblancos antes de pasar por el Barcelona y el Mallorca. Es, de todos los portugueses de la historia atlética, el que más partidos disputó. Un total de 234 que lo sitúa como el quinto extranjero con más partidos: por detrás de Perea, Griffa, Godín y Madinabeytia e igualado con Agüero. Mendonça tuvo el honor de formar parte del equipo que ganó la primera Copa para el Atlético y, además, marcó un gol que aún se cita en la historia: el que rompió la mejor racha de victorias del Real Madrid como local de todos los tiempos, que había superado los ocho años cuando el 7 de marzo de 1965 anotó un tanto que dio la victoria a los colchoneros en el estadio blanco.

El resto de portugueses del Atlético son Maniche, Zé Castro, Costinha, Silvio (que aún pertenece al Atlético y está cedido en el Benfica), Pizzi, Hugo Leal y Dani Carvalho; estos dos últimos vivieron la etapa de Segunda. Pronto se sumará Diogo Jota, aunque es posible que salga cedido antes incluso de debutar, como es el caso del portero André Moreira, de 20 años, al que el Atlético fichó desde el Ribeirao y cedió directamente al Moreirense.

X