Cordoba - Almeria

¿Cuáles son los equipos favoritos para jugar la final de la UEFA Champions League?


El torneo de clubes más importante del mundo llega a los cuartos de final, en la que ocho equipos se enfrentan para definir quiénes accederán a la semifinal y pisan el acelerador en su ruta hacia la gran final en el Wanda Metropolitano, el 1 de junio en Madrid, donde lucharán por coronarse como el nuevo campeón de la UEFA Champions League. Para esta ocasión, en bwin quisimos anticiparnos a predecir cuáles equipos podrían disputar el partido en Madrid y levantar la tan ansiada Orejona.

Entre los equipos que se enfrentaran en estos cuartos de final, el 50% pertenecen a la Premier League, mientras que la otra mitad son cada uno representantes de La Liga, la Serie A, la Eredivisie y la Primeira Liga; adicionalmente, dos de los equipos ingleses se cruzarán entre sí en esta fase, lo cual nos permitiría afirmar que al menos un equipo inglés llegaría a la semifinal, aunque no existe garantía alguna de que al menos uno de ellos podría llegar hasta la final ya que existe la posibilidad de que todos sean eliminados en la semifinal, por lo que su número no sería garantía de éxito.

Liverpool, Barcelona, Manchester United, Manchester City, Oporto, Juventus, Tottenham y Ajax son los ocho equipos que han logrado alcanzar esta etapa de la competición, y aunque algunos se revisten de favoritos basados en el peso de su historia y la solidez que brinda una plantilla cargada de estrellas, otros poseen su fortaleza en la regularidad, eficacia y buen juego presentado sobre el terreno, lo que los ha llevado a destacarse frente a otros equipos a los cuales dejaron en el camino y que a priori se vestían de favoritos.

Sin embargo, para poder definir cuáles equipos podrían llegar a Madrid, decidimos tomar como punto de partida el desempeño que han tenido cada uno de ellos una vez alcanzada esta etapa del campeonato, tanto desde la temporada en la cual se empezó a utilizar el formato actual (2003-2004), como desde un rango mayor al incluir el último decenio del formato anterior (1992-1993).

¿Cuáles son los equipos favoritos para llegar a Madrid?

Si tenemos en consideración las veces que estos ocho equipos han alcanzado esta fase, y el desempeño que obtuvieron hasta la fase final bajo el formato actual (2003-2004) combinado con los cruces que se dieron en el sorteo, podremos realizar una proyección de cuáles serían los que pasarían la fase de cuarto de final hacia la semifinal, la final y por último señalar al potencial campeón del torneo.

Así que es momento de evaluar las llaves y adentrarnos en la predicción de estos cruces. En un primer lado de la llave nos encontramos con los cruces entre el Manchester City – Tottenham por una parte, y Juventus versus Ajax por el otro. Los ganadores de ambos choques se verán las caras en la semifinal, de este modo analicemos el primer encuentro, los Citizens han alcanzado esta etapa en dos ocasiones, logrando avanzar en el 50% de las veces a la siguiente ronda, mientras para los Spurs, esta ha sido la fase que más lejos han llegado en la competición y a la cual accedieron sólo en una oportunidad, razón por la cual la balanza se inclina a favor del Manchester City para que avance a la siguiente ronda. En el otro cruce, la Vecchia Signora ha alcanzado esta etapa 6 veces, y sólo en el 33% logró avanzar a la siguiente ronda, pero por su parte, esta sería la primera vez que los neerlandeses logran llegar a esta etapa, razón por la cual el favorito a avanzar a la siguiente ronda y alcanzar la semifinal sería la Juventus. En consecuencia, tendríamos un choque de semifinales entre los Citizens y la Juve, y bajo la misma lógica de análisis, daría como favoritos a los italianos, ya que siempre que alcanzaron esta etapa lograron avanzar hasta la final, mientras que la única vez que el Manchester City alcanzó la semifinal, no pudo ganar para avanzar. De esta manera, la Vecchia Signora se presenta como la gran favorita para llegar a la final por esta llave sólo basados en su desempeño histórico, sin mencionar el peso que podrían tener las estrellas que posee en su plantilla, ni el liderazgo que puede ejercer su astro Cristiano Ronaldo.

En la otra llave nos encontramos con los choques entre Manchester United y Barcelona, así como el de Liverpool versus Oporto. El primero de estos cruces resulta muy complejo de analizar bajo la lógica que venimos utilizando, ya que ambos equipos se encuentran excesivamente parejos y poseen el mismo porcentaje de avance hacia la semifinal luego de haber alcanzado esta etapa con un 66,7%, la única diferencia es que los Culés han jugado el doble de veces esta etapa que los Diablos Rojos (12 contra 6), y avanzaron en 8 de esas ocasiones contra 4 de los ingleses, de tal forma que podríamos inclinarnos por cualquiera de ambos conjuntos para llegar a la semifinal, pero en este ejercicio iremos en pro del equipo catalán debido a su mayor número de participaciones en estas etapas. El otro partido es el de los Reds contra los Dragones Azules, y aquí nuestra visión es un poco más clara, ya que los portugueses han accedido en tres ocasiones a los cuartos pero sólo en una han podido avanzar hasta la semifinal, mientras que el Liverpool ha logrado alcanzar esta etapa en 5 oportunidades y en el 80% de ellas llegó a la semifinal, lo cual nos dejaría como favorito al equipo inglés para avanzar a la siguiente ronda. De este modo, la semifinal se disputaría entre el Liverpool y el Barça, y bajo esta misma lógica, los Reds se vestirían de favoritos para alcanzar la gran final ya que han logrado avanzar a ella en el 75% de las oportunidades versus un 50% por parte del equipo catalán, convirtiéndose el Liverpool en el candidato a llegar a la final por esta llave.

Por último, tendríamos una final en Madrid donde el Liverpool inglés y la Juventus italiana serían los equipos que lograrían asistir a la cita, siendo los Reds el equipo que presentaría la mayor probabilidad para alzar la tan anhelada orejona por sexta ocasión en su historia, ya que ha ganado la final el 33% de las veces que la disputó, mientras que la Juve ha perdido la misma en las dos oportunidades en las cuales la alcanzó.

¿Cómo cambiaría el panorama si extendemos el rango de análisis?

Si tomamos en consideración un rango de tiempo mucho más amplio y lo extendemos hasta la temporada 1992/1993, el resultado final cambia sorpresivamente, aunque la mayoría de los choques se mantendría igual.

En la llave donde se encuentran el Manchester City – Tottenham y Juventus – Ajax, el cambio se presentaría en el choque entre los italianos y neerlandeses inclinándose a favor de estos últimos, quienes han logrado avanzar en el 75% de las ocasiones versus un 63,3% por parte de la Juve, lo que nos presenta una semifinal donde se enfrentarían el Manchester City y el Ajax en vez de la Juventus. Pero aún más, bajo este escenario, los de Ámsterdam serían nuevamente favoritos para avanzar hasta la final ya que lograron hacerlo en el 66% de las ocasiones que llegaron hasta la semifinal.

En la otra llave, la diferencia entre los Diablos Rojos y los Culés es mucho más marcada a favor de los catalanes, ya que el Barcelona avanzó en el 64,7% de las ocasiones que alcanzó los cuartos versus un 53,8% por parte de los ingleses. Sin embargo, nuevamente se repetiría la tendencia del escenario anterior y los Reds lograrían imponerse por sobre los catalanes para alcanzar la gran final.

Para cerrar, acudirían a la cita en Madrid el Ajax de Ámsterdam y el Liverpool, pero en esta ocasión no serían los Reds quienes celebrarían, sino que por el contrario, el equipo neerlandés estaría alzando la segunda orejona de su historia, ya que logró ganar el 50% de las finales que disputó versus un 33% por parte del Liverpool.

Bajo cualquiera de los dos escenarios surge una tendencia muy clara, el Liverpool está llamado a ser uno de los equipos finalistas de esta edición de la Champions League por su gran desempeño histórico, y tanto la Juventus como el Ajax podrían lograr acompañarlo en dicha cita. Pero en el fútbol como en la vida, nada está escrito, y el resto de los equipos, así como sus plantillas, están también llamados a demostrar cuán duro están dispuestos a luchar para lograr alcanzar la final.

X